Mises Wire

Home | Wire | Por qué las burbujas de activos implican mucho más que sólo el aumento de los precios

Por qué las burbujas de activos implican mucho más que sólo el aumento de los precios

  • bubble

Etiquetas Auges y caídasPolítica monetaria

11/04/2020

Según el Financial Times del 18 de octubre de 2020, altos funcionarios de la Reserva Federal están pidiendo una reglamentación financiera más estricta para evitar que las políticas de bajos tipos de interés del banco central de los Estados Unidos den lugar a una excesiva asunción de riesgos y a burbujas de activos en los mercados.

Eric Rosengren, presidente del Banco de la Reserva Federal de Boston, dijo al Financial Times que la Reserva Federal carecía de herramientas suficientes para «evitar que las empresas y los hogares» asumieran un «apalancamiento excesivo» y pidió que se «replanteara» la cuestión de la «estabilidad financiera» en los Estados Unidos.

Si se quiere seguir una política monetaria... que aplique bajos tipos de interés durante mucho tiempo, se quiere una autoridad de supervisión financiera robusta para poder restringir la cantidad de riesgos excesivos que se producen al mismo tiempo, dijo. De lo contrario, «es mucho más probable que se llegue a una situación en la que los tipos de interés puedan ser bajos durante mucho tiempo, pero sean contraproducentes».

Según el Financial Times, uno de los temores de algunos funcionarios de la Fed es que el banco central estadounidense se vea obligado a subir los tipos de interés antes de lo que le gustaría si los riesgos del sector financiero no se mantienen bajo control y surgen peligrosas burbujas de activos.

Lael Brainard, gobernador de la Fed, dijo en un discurso el mes pasado que las expectativas de que se prolongaran los bajos tipos de interés eran «propicias para aumentar el apetito de riesgo, el comportamiento de alcanzar el rendimiento y los incentivos para el apalancamiento», impulsando así los «desequilibrios» en el sistema financiero estadounidense. Dijo que era «vital utilizar herramientas macroprudenciales»—es decir, normas destinadas a frenar los riesgos—«así como herramientas prudenciales estándar como primera línea de defensa para permitir que la política monetaria siga centrada en el logro de un máximo de empleo y una inflación media del 2%».

Las burbujas monetarias y la Fed

Aunque reconocen que la política de tipos de interés bajos puede fomentar las burbujas de precios de los activos, los funcionarios del Banco de la Reserva Federal opinan, no obstante, que para evitar que las burbujas de activos se conviertan en una amenaza para la economía es necesario imponer reglamentos más estrictos a los consumidores y las empresas. A juicio de los responsables de la política de la Fed, son las empresas y los consumidores los responsables de los efectos perjudiciales de las burbujas.

Según el pensamiento popular, las burbujas son una causa importante de las recesiones económicas. La principal pregunta que plantean los expertos es cómo se sabe cuándo se está formando una burbuja. Se sostiene que si los responsables de las políticas de los bancos centrales pudieran tener el conocimiento de cuándo comienza la burbuja, esto podría ser de gran ayuda para ellos.

Sobre esto, en el Foro Económico Mundial de Davos, Suiza, el 27 de enero de 2010, el ganador del Premio Nobel de Economía Robert Shiller argumentó que las burbujas podrían ser diagnosticadas usando la misma metodología que los psicólogos usan para diagnosticar enfermedades mentales.

Shiller es de la opinión de que una burbuja es una forma de mal funcionamiento psicológico. Por lo tanto, la solución podría ser preparar una lista de verificación similar a la que los psicólogos hacen para determinar si alguien está sufriendo de, digamos, depresión. Los puntos clave de identificación de una burbuja típica según Shiller son:

  1. Un fuerte incremento en el precio de un activo.
  2. Gran emoción del público por estos aumentos de precio.
  3. Un frenesí mediático acompañante.
  4. Historias de gente que gana mucho dinero, causando envidia entre la gente que no lo hace.
  5. Creciente interés en la clase de activos entre el público en general.
  6. Teorías de la nueva era para justificar los aumentos de precios sin precedentes.
  7. Una disminución de los estándares de préstamo.

Lo que Shiller esboza aquí son varios factores que sostiene se observan durante la formación de las burbujas. Sin embargo, describir una cosa no siempre es suficiente para entender sus causas clave. Para entender las causas, es necesario establecer una definición del objeto en cuestión. El propósito de una definición es presentar la esencia, la característica distintiva, del objeto que estamos tratando de identificar. Una definición tiene por objeto decirnos cuáles son los fundamentos o los orígenes de una entidad particular.

Los siete puntos esbozados por Shiller no nos dicen nada sobre los orígenes de una burbuja típica. Sin una comprensión de las causas de un evento, no es posible contrarrestar su aparición.

Las burbujas de activos no siempre están asociadas con los aumentos de precio

Ahora, según el pensamiento popular, una burbuja de activos se trata de un gran aumento de los precios de los activos por encima de la media histórica. Ahora bien, si el precio de un activo es la cantidad de dinero que se paga por el mismo, se deduce que, para una cantidad dada de un activo determinado, el aumento del precio sólo puede producirse como resultado de un aumento del flujo de dinero a este activo, si todas las demás cosas son iguales.

Cuanto mayor sea la expansión del dinero, mayor será el aumento del precio de un activo. También podemos decir que cuanto mayor sea la expansión del globo monetario, mayor será el precio de los activos, en igualdad de condiciones.

Es sorprendente que los funcionarios de la Reserva Federal estén advirtiendo sobre la conducta de los hogares y las empresas con respecto a las políticas de baja tasa de interés del banco central de los EEUU. No se les ocurrió que la causa principal de las burbujas son las políticas monetarias laxas del banco central de los EEUU y no las respuestas de los consumidores y las empresas.

Después de todo, para los consumidores y las empresas, las denominadas compras especulativas son simplemente una conducta normal que tiene por objeto protegerlos contra el posible resultado futuro de las políticas monetarias fáciles de la Fed. Por regla general, cuanto más dinero bombee la Fed, mayores serán las posibilidades de que se produzcan aumentos generales de los precios de los activos por encima de su media histórica.

Además, contrariamente a los funcionarios de la Fed, no es posible bajar artificialmente los tipos de interés sin los efectos secundarios perjudiciales de esa reducción. Cualquier intento de suprimir esos efectos secundarios mediante políticas regulatorias va a generar resultados mucho más dolorosos.

La aparición de una burbuja o un globo monetario no tiene por qué estar siempre asociada al aumento de los precios; por ejemplo, si la tasa de crecimiento de los bienes corresponde a la tasa de crecimiento de la oferta monetaria, no se producirá ningún cambio en los precios. Lo que importa no es si la aparición de una burbuja está asociada con el aumento de los precios, sino más bien el hecho de que la aparición de una burbuja da lugar a actividades no productivas que desvían la riqueza real de los generadores de riqueza.

La expansión de la oferta monetaria, o el globo monetario, en similitud con la falsificación de dinero, permite desviar la riqueza real de las actividades generadoras de riqueza a actividades no productivas.

A medida que el bombeo monetario se fortalece, el ritmo de la desviación sigue el mismo camino. Etiquetamos diversas actividades no productivas que surgen en la parte posterior del globo monetario en expansión como actividades de burbuja — la burbuja monetaria las formó.

También hay que tener en cuenta que es poco probable que estas actividades sobrevivan sin la expansión de la oferta monetaria que desvía hacia ellas la riqueza real de las actividades generadoras de riqueza.

Definición de burbujas de activos

De esto podemos inferir que el tema de las burbujas es la expansión de la oferta monetaria. El resultado clave de esta expansión es el surgimiento de actividades no generadoras de riqueza. De esto se deduce que una burbuja no tiene que ver con fuertes aumentos del precio de los activos sino con la expansión de la oferta monetaria. De hecho, como hemos visto, las burbujas, es decir, un aumento de la oferta monetaria, pueden tener lugar sin el correspondiente aumento de los precios.

Una vez que hemos establecido que una expansión de la oferta monetaria es de lo que tratan las burbujas, podemos inferir además que el daño clave que generan las burbujas es alimentar las actividades no productivas—las actividades de las burbujas.

Además, una vez que se establece que la formación de burbujas tiene que ver con la expansión de la oferta monetaria, sostenemos que son el banco central y la banca de reserva fraccionaria los responsables de la formación de burbujas. Por regla general, es el bombeo monetario del banco central el que pone en marcha una expansión del globo monetario.

Por lo tanto, para prevenir la aparición de burbujas es necesario detener el bombeo monetario del banco central y restringir la capacidad de los bancos comerciales para participar en la banca de reserva fraccionaria, es decir, en los préstamos de «la nada».

Una vez que el ritmo de la expansión monetaria se desacelera en respuesta a una postura más estricta del banco central o en respuesta a la desaceleración de los bancos comerciales en la expansión de los préstamos de «la nada», esto pone en marcha el estallido de las burbujas.

Obsérvese que la actividad de una burbuja no puede financiarse a sí misma independientemente de la expansión monetaria que desvíe hacia ella la riqueza real de las actividades generadoras de riqueza. La llamada recesión económica asociada al estallido de las actividades de las burbujas es de hecho una buena noticia para los generadores de riqueza, ya que ahora se deja más riqueza a su disposición. Es la expansión del globo monetario la que da lugar a las actividades de las burbujas, no la disposición psicológica de los individuos en el mercado.

Author:

Contact Frank Shostak

Frank Shostak's consulting firm, Applied Austrian School Economics, provides in-depth assessments of financial markets and global economies. Contact: email.

Note: The views expressed on Mises.org are not necessarily those of the Mises Institute.
Image source:
Adrian Los via Getty
When commenting, please post a concise, civil, and informative comment. Full comment policy here
Shield icon wire