Mises Wire

Home | Wire | Cómo el banco central de Nigeria infla la oferta monetaria

Cómo el banco central de Nigeria infla la oferta monetaria

  • naira

Etiquetas Dinero y bancos

En abril de 2021, el gobernador del estado de Edo, Godwin Obaseki, afirmó que el gobierno federal imprimió 60.000 millones de NGN (60.000 millones de nairas) adicionales para repartirlos entre todos los estados en el Comité de Asignación de la Cuenta de la Federación (FAAC). Esto fue desmentido por la ministra de Finanzas, Hajia Zenab Ahmed. El gobernador del Banco Central de Nigeria (CBN), Godwin Emefiele, fue un poco más directo. Dijo: «Ese es nuestro trabajo. Imprimir es prestar dinero. Así que no hay necesidad de poner toda la polémica sobre la impresión de dinero como si fuéramos a la fábrica, imprimiéramos el naira y empezáramos a distribuirlo en las calles.... Es muy inapropiado que la gente dé color a la impresión de dinero como si fueran palabras extranjeras caídas del cielo».

Es comprensible que el gobernador del CBN se sintiera frustrado por el hecho de que un gobernador estatal expusiera un secreto a voces del CBN, ya que la tasa de inflación de Nigeria, a finales de 2020, era del 31%, según el economista Steve Hanke. Por lo general, cuando el gobierno federal infla la moneda de la nación, no utiliza medios burdos como la impresión de nuevo dinero, ya que esto podría conducir a un aumento de las expectativas inflacionistas de la población, lo que provocaría que exigieran menos de la moneda y, finalmente, se deshicieran de ella rápidamente por otros activos —tierra, coches, joyas, bitcoin— que pueden mantener su valor mucho más tiempo, precipitando la hiperinflación. El CBN y otros bancos centrales de todo el mundo utilizan medios más sofisticados y clandestinos para aumentar la oferta monetaria.

Si el gobierno cae en la tentación de imprimir una gran cantidad de dinero nuevo, podría dar lugar a un fenómeno llamado hiperinflación, en el que la moneda de la economía pierde su poder adquisitivo y se vuelve esencialmente inútil como medio de intercambio de bienes y servicios. Este fue el caso de Alemania en la década de 1920, y más recientemente de Zimbabue a finales de la década de 2000 y de Venezuela a mediados de la década de 2010.

Figura 1: Crecimiento de la oferta monetaria frente a la inflación en Zimbabue, 1994-2009

ta
Fuente: Banco de la Reserva de Zimbabue.

 

Por lo general, el gobierno aumenta el dinero a través del control de su banco central sobre los bancos comerciales privados. Así pues, aunque Obaseki tenía razón en cuanto a que los 60.000 millones de NGN se crearon de la nada para repartirlos en el FAAC, puede que se equivocara en cuanto a cómo se creó el dinero. Decimos «puede» porque Nigeria sigue siendo en gran medida una economía de dinero en efectivo; es decir, la mayoría de los nigerianos todavía realizan los pagos de bienes y servicios con papel moneda físico, por lo que la posibilidad de aumentar la oferta de dinero mediante la impresión de más papel moneda es alta. Pero imprimir más dinero del necesario no es recomendable por las razones expuestas anteriormente.

El Banco Central y la oferta de dinero

El CBN fue creado por la Ley del CBN de 1958. Según la ley más reciente de 2007, los principales objetivos del banco son «Garantizar la estabilidad monetaria y de precios; emitir moneda de curso legal en Nigeria; mantener reservas externas para salvaguardar el valor internacional de la moneda de curso legal; promover un sistema financiero sólido en Nigeria; y actuar como banquero y proporcionar asesoramiento económico y financiero al Gobierno Federal de Nigeria». A través de determinadas herramientas, denominadas política monetaria, el CBN trata de alcanzar sus objetivos.

El CBN es la única organización autorizada a emitir dinero en Nigeria, y éste es uno de sus principales objetivos. A través de las leyes de curso legal, el CBN garantiza que la moneda dominante en Nigeria es la llamada naira. Por ley, el naira es el único tipo de dinero aprobado como medio de cambio en Nigeria.

El objetivo de garantizar la estabilidad monetaria significa, en pocas palabras, garantizar la estabilidad del precio del dinero o de su poder adquisitivo. Aquí es importante señalar que el dinero no es un precio. Los precios están representados en el dinero, por lo que incluso el dinero tiene un precio. El precio del dinero es su poder adquisitivo.

Entonces, ¿cómo aumenta realmente el banco central la oferta de dinero en la economía? Lo hace ajustando la relación depósito-reserva de todos los bancos comerciales, proporcionando crédito a los bancos comerciales a un tipo de redescuento y mediante compras en el mercado abierto. Desglosemos esto.

Ratio de depósitos y reservas: El CBN lo denomina ratio de reservas de efectivo. Se trata de la fracción del dinero de un depositante que un banco comercial debe tener en su reserva. Según el último informe anual del CBN (2018), el ratio de reservas se sitúa en el 22,5%, lo que supone aproximadamente un ratio de reservas de uno a cuatro. Esto significa que por cada cien nairas que un banco tiene en sus bóvedas, puede prestar apenas 77,5 nairas al público con intereses. Recordemos que el depositante original del banco de esos cien nairas sigue creyendo que tiene cien nairas en el banco que puede obtener en cualquier momento. Pero el banco sólo tiene 22,5 nairas en su caja fuerte. Ahora recuerda que hay 77,5 nairas en la economía, que están siendo utilizadas por los que las tomaron prestadas del banco para comprar cosas. Por lo tanto, el dinero total en la economía es ahora de 100 NGN más 77,5 NGN.

El coeficiente de reservas de efectivo es fijado por el CBN, y en base a este coeficiente los bancos comerciales pueden prestar dinero hasta el límite. Ajustando el coeficiente de reservas de efectivo, el CBN puede añadir o quitar dinero de la economía.

El tipo de redescuento: El CBN lo denomina tipo de política monetaria, y con él puede conceder préstamos a los bancos a tipos inferiores a los del mercado. Estos tipos bajos pretenden animar a los bancos a utilizar este instrumento de política monetaria: los bancos pueden pedir dinero prestado a precios bajos y luego prestar el mismo dinero a un tipo más alto a la población en general y obtener un beneficio limpio. En 2018 esta tasa fue del 14%. Por lo tanto, si un banco pidiera prestados 100.000 milloes de NGN al 14% y los prestara al 25%, el banco obtendría 11.000 millones de NGN de beneficio.

Compras de mercado abierto: El CBN llama a esto operaciones de mercado abierto. Es la forma más habitual en que el CBN aumenta la oferta monetaria en la economía. El CBN puede acudir al mercado para comprar cualquier activo si quiere aumentar la oferta monetaria en toda la economía; lo hace de forma sofisticada. Por ejemplo, si el CBN quisiera aumentar la oferta monetaria en 60.000 millones de NGN y la proporción de reservas de efectivo fuera del 10%, podría decidir comprar un superordenador por un precio de 6.000 millones de NGN a Okonkwo Computers Limited. Estos 6.000 millones de NGN se imprimen de la nada. El CBN daría a Okonkwo un cheque por 6.000 millones de NGN. Pero Okonkwo no tiene una cuenta en el CBN; sólo los bancos tienen cuentas en el CBN. Okonkwo llevaría el cheque a su banco, el banco Olumide, por ejemplo, y haría el depósito. El banco Olumide aumentaría entonces el saldo de la cuenta corriente de Okonkwo en 6.000 millones de NGN. El banco Olumide tiene ahora un cheque contra el CBN. Deposita el cheque en el CBN y el CBN aumenta ahora las reservas del banco Olumide en 6.000 millones de NGN. Basándose en el coeficiente de reservas de efectivo, Olumide puede ahora conceder préstamos utilizando la fórmula cambio en las reservas * (1 - rr), donde rr es el coeficiente de reservas. Por tanto, son 6.000 millones de NGN * (1 - 0,1) = 5.400 millones de NGN. El Banco Olumide puede ahora conceder préstamos por valor de 5.400 millones de NGN.

Digamos que el banco Olumide presta estos 5.400 millones de NGN a Lola Cosmetics, que deposita el dinero en otro banco, quizá el Banco de Nigeria. Ahora bien, como todos los bancos de la economía —el banco Olumide y el Bank of Nigeria incluidos— tienen un coeficiente de reservas del 10 por ciento, según nuestro ejemplo actual, el Bank of Nigeria podrá entonces conceder hasta 4.860 millones de NGN en préstamos según la fórmula de cambio de reservas * (1 - rr).

Después de que muchos bancos reciban los diferentes depósitos de los préstamos realizados por otros bancos, tendremos lo siguiente: 6.000 millones de NGN + 5.500 millones de NGN + 4.860 millones de NGN + 4.374 millones de NGN + ... = 60.000 millones de NGN.

De este modo, el CBN aumenta gradualmente la oferta de dinero en la economía en 60.000 millones de NGN, pero sólo tiene que imprimir físicamente 6.000 millones de NGN.

En general, el CBN no realiza compras como un superordenador ni nada por el estilo. En su lugar, compra valores (bonos), ya que estos activos son muy líquidos. En general, compra valores gubernamentales, como los bonos de los gobiernos estatales, para evitar los graves problemas políticos que podrían surgir si se percibiera que el CBN está apuntalando injustamente a ciertas empresas en el mercado. Pero en abril de 2020, debido a la recesión provocada por la respuesta del Gobierno al covid-19, el CBN declaró que compraría bonos corporativos.

Hemos visto lo que ocurre cuando los países siguen imprimiendo y gastando dinero nuevo. Un ejemplo actual y cercano es Zimbabue, cuyo dólar se desplomó debido a la excesiva oferta de dinero en febrero de 2009. Y esto es lo que Nigeria debe evitar. Nigeria no quiere llegar al punto de no retorno. La saga de impresión de dinero de Obaseki/CBN ha reducido la confianza del público en el naira como depósito de valor y ha aumentado las expectativas inflacionistas de la población. Esperamos que el gobierno nigeriano y el CBN dejen de inflar dramáticamente y reduzcan sus presupuestos.

Authors:

Tam Alex

Tam Alex is an engineer and economist. His research interests include economic and energy development. He publishes the Nigeopolis, a magazine dedicated to advocating for the inalienable rights of Nigerians to life, liberty, and property. 

Note: The views expressed on Mises.org are not necessarily those of the Mises Institute.
Image source:
Getty
When commenting, please post a concise, civil, and informative comment. Full comment policy here